Candente Copper y Cobriza Metals anunciaron que han ejecutado un acuerdo en el que, a través de una transacción totalmente en acciones, Candente adquirirá todas las acciones de Cobriza emitidas y en circulación a través de un plan estatutario.

La ejecución de este acuerdo despeja el camino a los accionistas de Cobriza para votar y aprobar el arreglo en una reunión anual, que celebraría a fines de agosto o principios de septiembre de 2013.

Michael Thicke, presidente de Cobriza comenta que “este acuerdo representa para los accionistas de Cobriza un poco más de 9% de participación en el proyecto de cobre de gran escala Cañariaco Norte y en la exploración a lo largo de la franja mineralizada de Cañariaco”.

Además, anotó, “la compañía combinada tendrá la estabilidad financiera y experiencia en gestión para avanzar el trabajo clave en las propiedades de exploración de Cobriza y en Cañariaco, lo que será una prioridad para la compañía combinada y se hará de manera prudente a fin de añadir valor a los accionistas mientras se mantienen los recursos financieros”.

El arreglo propuesto valoriza a Cobriza en aproximadamente US$ 2.5 millones, indicó un comunicado de Candente.

El acuerdo también prevé, entre otras cosas, convenios de no captación de Cobriza, sujeto a las disposiciones habituales de tipo fiduciary out, que dan derecho a Cobriza a considerar y aceptar una propuesta superior, así como un derecho a favor de Candente, para adaptarse a cualquier propuesta superior.

También se prevé el pago de un cargo por cancelación a Candente Copper de $86,000 en ciertas circunstancias, incluso cuando Cobriza acepta una propuesta superior no solicitada y finaliza el acuerdo.

El actual equipo directivo de Candente Copper, con la adición de Michael Thicke, gestionará los asuntos de Cobriza tras la finalización del arreglo. El directorio de Candente Copper lo ha aprobado por unanimidad.

Compartir