El acuerdo entre el Estado Ecuatoriano y la minera canadiense Kinross generó reacciones positivas entre las empresas mineras del país.

El acuerdo, difundido el lunes pasado por la minera, es el paso previo para la firma del contrato de explotación del yacimiento de oro Fruta del Norte, en Zamora.

Firmas como IMC, Salazar Resources, Iamgold y Cornerstone esperaban desde principios de año el resultado de las negociaciones de los primeros contratos de minería a gran escala que el Gobierno comenzó a discutir con Ecuacorriente y Kinross. Este es el principal antecedente para continuar con sus proyectos mineros en el Ecuador.

El ministro de Recursos No Renovables, Wilson Pástor, confirmó las condiciones difundidas el lunes por Kinross sobre el acuerdo e indicó que se espera suscribir el contrato de explotación con la compañía este año.

El rango de regalías del contrato de Kinross para el Estado fluctuará entre el 5% y el 8%, según la variación del precio del oro.

También confirmó que Ecuador recibirá una renta mínima del 52% como resultado de la suma del Impuesto a la Renta, el IVA, las regalías y el 12% de las utilidades a las comunidades.

Además, si el valor del oro supera una base (aproximadamente USD 1 700 por onza), el 70% de las ganancias extraordinarias permanecerán en el Estado.

El precio base del oro para calcular el impuesto será igual al que se cotice en las bolsas de valores internacionales en la fecha de la suscripción del contrato.

Pástor añadió que Kinross entregará USD 65 millones como monto de regalías anticipadas: USD 40 millones a la firma del contrato y USD 25 millones luego de cuatro meses. La inversión inicial de la compañía en Fruta del Norte será de USD 1 100 millones en los siguientes tres años.

Sobre Ecuacorriente, empresa china a cargo el proyecto de cobre Mirador, indicó que están en la última etapa de la negociación del contrato. Las regalías oscilarán entre 6% y 8%. Con esta empresa se espera firmar el contrato durante las próximas semanas.

Para el gerente de empresa Salazar Resources —firma a cargo del proyecto Las Naves en Bolívar—, Freddy Salazar, el acuerdo entre Kinross y el Estado es altamente positivo para el sector.

Compartir