Luego de una pausa de siete años, Caterpillar Inc. ha decidido reingresar al mercado de palas mineras y producirá una línea de palas hidráulicas que abarca de 125 hasta 800 toneladas de peso operacional.

CAT dijo que usará su fábrica en Aurora, Illinois, EEUU, para la producción inicial de palas, y está estudiando fuentes de producción adicionales en otras partes del mundo. Comenzará la producción piloto de la pala de clase 125 toneladas a principios del 2011, esperando tener unidades comerciales disponibles bien entrado ese mismo año. La disponibilidad comercial de las palas más grandes está planificada para el periodo 2013–2014.

La gama de cinco palas, dijo Ed McCord, gerente de producto palas/camiones de Caterpillar Global Mining, posibilitará la correcta correspondencia de pasadas para la línea CAT de camiones mineros, comenzando con capacidad de tres pasadas para sus camiones más pequeños de 60 y 100 toneladas de carga útil y hasta cinco pasadas para su camión 797F de 400 toneladas de carga útil.

El ingreso de CAT a la producción de palas mineras fue anunciado por la empresa el 17 de Junio, donde se mencionaba que estaba planificando inversiones relacionadas con los equipos durante los próximos cuatro años, totalizando casi US$700 millones. Como parte de esta estrategia de inversión, está acelerando planes de expansión de capacidad anunciados anteriormente para producción de camiones en Decatur, esperando integrar esta capacidad adicional en el 2011. La expansión en Decatur aumentará la capacidad de los camiones en el complejo en cerca de un 30%.

Además, CAT hace planes para más que duplicar la capacidad de producción para los camiones 773E de 60 toneladas y 777D de 100 toneladas en su fábrica cerca de Chennai, India. Esta expansión debiera finalizar para principios del 2012.

Caterpillar también reportó acerca del estado de sus camiones mineros eléctricos. La compañía actualmente tiene unidades a prueba de sus camiones 795F AC de 345 toneladas en faenas de clientes para evaluación final, con producción comercial dispuesta para comenzar a fines del 2010. Según la compañía, ha habido un fuerte interés inicial en el 795F AC, y la compañía ha aumentado su velocidad de fabricación planeada para el 2011 en más de un 40% para satisfacer la demanda. A principios del 2012, la compañía también planea producir unidades piloto del camión 793F AC para 240 toneladas de carga útil.

Durante una conferencia telefónica con editores de la prensa minera en 24 de Junio, Chris Curfman, presidente de Caterpillar Global Mining, dijo que la compañía había estado estudiando por algún tiempo la posibilidad de reingresar al negocio de las palas y que decidió avanzar en este sentido en Enero del 2010. “Estamos sobre un margen de tiempo muy acelerado, pero creo que el momento para nosotros es bueno,” dijo. “[Las compañía mineras] en todas partes están buscando dos y tres años de expansiones de minas greenfield, y nuestros clientes nos han contado que quieren una combinación CAT camión/pala.

“Si damos una mirada a lo que ha pasado con las palas hidráulicas durante los últimos cinco a diez años, estas se han apoderado del extremo inferior [del mercado de las palas] de las grandes palas eléctricas.”

McCord dijo que el programa de desarrollo de palas “se construirá sobre las bases de nuestra experiencia con las Serie 5000. La más nueva de las palas de la serie 5000 ahora tiene más de seis años de edad. El comentario del cliente acerca de la serie 5000 ha sido favorable, y los problemas que existían anteriormente en el programa fueron abordados. Una buena parte de las unidades de producción originales de la serie 5000 aún están en operación.

“Pero la tecnología ha avanzado desde que construimos la última 5000, y nosotros vamos a incorporar lo último en estructuras e hidráulica en los nuevos productos,” dijo McCord. Los modelos se ofrecerán en configuraciones de retroexcavadora y de pala frontal, agregó, e incorporarán un fuerte énfasis en el diseño modular para un rápido y eficiente armado y reparación en terreno.

El programa de desarrollo se basará en el conocimiento experto tanto interno como externo, similar al enfoque que tomó CAT cuando comenzó a desarrollar los camiones eléctricos, explicó. “Tendremos un alto grado de integración, comenzando con los motores, el chasis y los componentes hidráulicos diseñados y producidos por CAT. Usaremos algunos componentes desde afuera—actualmente estamos identificando cual fabricaremos y cual compraremos.”

CAT comenzó a producir sus palas mineras de la serie 5000—la 5130 y la 5230—a principios de los ’90s, culminando con la introducción de la 5230B para 361 toneladas en el 2001. Sin embargo, la compañía salió del mercado en el 2003 y posteriormente ha permitido a sus distribuidores vender y dar servicio a la línea Terex O&K de excavadoras hidráulicas. El negocio de equipos mineros de Terex fue adquirido por Bucyrus International a principios de este año por US$ 1 billón en efectivo más 5,8 millones de acciones comunes de Bucyrus.

Compartir