Industrial Minera de México S.A. de C.V (IMMSA de Grupo México) anunció inversiones por alrededor de 137 millones de dólares -unos 2 mil millones de pesos de acuerdo con la cotización actual- para la reactivación minera de Angangueo, luego de 21 años que se dejaron de explotar los yacimientos minerales de la localidad.

Con ese proyecto, a iniciar en febrero del 2012, que consiste en la construcción de la planta y mina subterránea todo en una superficie de alrededor de 40 hectáreas en un lapso de 2 años, está acompañado de otras acciones para colocar a Angangueo como polo de desarrollo económico, turístico, artesanal y social del Estado y sobre todo del país, pues se vislumbra que la minería nacional se convierta en la segunda fuente de divisas del país.

Lo anterior expusieron en rueda de prensa Remigio Martínez Müller y Horacio Sánchez, director del área de exploraciones y asesor del Grupo México, respectivamente, en presencia de Isidoro Ruiz Argáiz, secretario de Desarrollo Económico de Michoacán; representantes de la Impulsora Minera Angangueo (IMASA) que se encuentra en proceso de liquidación, así como de dirigentes empresariales del Estado.

El proyecto, contempla la extracción de unas 2 mil toneladas anuales de mineral de concentrados de cobre, plomo y zinc con valores de plata para diferentes usos, con fines de comercialización en el mercado nacional y extranjero donde tiene presencia IMMSA, empresa dedicada a la minería, transporte e infraestructura. Se estima la disponibilidad de reservas para los 16 años siguientes y recursos para unos 20 a 25 años. La reapertura y operación de la mina estará apegada a la sustentabilidad.

Para las obras de infraestructura se contempla la generación de 1 mil 200 empleos directos en la fase de construcción, 600 directos en la de extracción y otros 2 mil 400 indirectos. Se programa una derrama mensual de 8 millones de pesos por concepto de salarios.

“Los beneficios que tendremos no sólo serán de inversión, sino también de beneficio social; estamos integrándonos a la sociedad, se ampliará el vivero forestal, se reactivará la carrera de técnico minero, la que hoy día es ampliamente requerida en el país”. La continuidad del proyecto de IMMSA, el cual se detuvo luego de la contingencia climatológica en 2010, permitirá la potencialización de mejores condiciones de desarrollo para el pueblo de Angangueo.

Compartir