El proyecto La Coipa de Kinross Gold Corp. en Chile logró un hito significativo y vertió su primera barra de oro. El proyecto comenzó a funcionar en su planta a principios de febrero, según lo programado y dentro del presupuesto, y se espera que la planta aumente progresivamente su producción en los próximos meses para alcanzar la capacidad operativa total a mediados de año.

“Gracias al arduo trabajo y las contribuciones de nuestro equipo en Chile, pudimos alcanzar este importante hito y verter nuestra primera barra de oro en La Coipa,” dijo el presidente y director ejecutivo J. Paul Rollinson. “Nuestro equipo ha entregado el proyecto de manera segura a tiempo y dentro del presupuesto a pesar del desafiante entorno operativo causado por la pandemia mundial en los últimos dos años. Dado que se espera que La Coipa alcance su plena capacidad operativa a mediados de año, estamos en la cúspide de otros emocionantes hitos en el proyecto.”

A finales de 2021, Kinross aumentó la vida útil esperada de la producción de la mina de La Coipa en un 45% a aproximadamente 1 millón de onzas equivalentes de Au al incorporar el rajo Puren cercano al proyecto y optimizar el plan de la mina de la Fase 7. La estimación de la vida útil de la mina del proyecto también se extendió del 2024 al 2026. Se espera que el desmonte previo en Puren comience en abril.

La compañía dijo que continúa estudiando oportunidades para expandir aún más el plan de mina de La Coipa, como un posible retroceso adicional de Puren y la incorporación al proyecto de otros rajos adyacentes.

Kinross también firmó un acuerdo de compra de energía a fines del año pasado para suministrar a La Coipa energía 100% renovable para satisfacer sus necesidades de energía, en línea con la estrategia de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero de la compañía.

Compartir