De acuerdo a lo informado por el diario La Tercera de Chile, el Poder Ejecutivo ingresó al Congreso un proyecto de ley sobre impulso a la inversión minera, que busca corregir imprecisiones o distorsiones de la regulación vigente. Es uno de los frutos de la agenda de trabajo público-privada de impulso competitivo, instancia en la que tuvimos la oportunidad de participar aportando ideas. El solo envío del proyecto refleja una preocupación, que valoramos, por mejorar la competitividad de la industria minera y, con ello, potenciarla como motor de desarrollo del país.

Entre sus principales aspectos, el proyecto considera poner término a una duplicidad de funciones de la Dirección General de Aguas (DGA) y el Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin), dejando exclusivamente en manos de este último los permisos de construcción de proyectos tales como embalses, tranques o depósitos de relaves cuando tengan 65% o más de concentración de sólidos. Si bien este requisito de concentración es muy exigente para la realidad actual, la necesidad de ahorrar agua está llevando a evaluar en forma creciente el uso de tranques con relaves cada vez más espesados. Esta reforma puede constituir un efectivo ahorro de tiempo en la tramitación de proyectos, sin sacrificar en nada las exigencias de seguridad ni los resguardos de derechos de terceros.

Para efectos de constituir la garantía financiera que exige la Ley de Cierre de Faenas Mineras, se propone estimar la vida útil del proyecto no sólo en función de las reservas, como se calcula hoy, sino también de los recursos minerales. Esto permitiría constituir garantías a partir de una estimación más realista de la cantidad de mineral disponible y, con ello, del tiempo de explotación de los yacimientos, lo que sería especialmente beneficioso para la mediana minería.

El proyecto también propone modificar el Código de Procedimiento Civil en lo que respecta a la denuncia de obra nueva. Actualmente, ante una denuncia de este tipo, el tribunal automáticamente debe suspender la construcción, lo que se ha prestado para un mal uso. Se propone que ante una denuncia de obra nueva, considerando los méritos del caso, el tribunal pueda desestimar o decretar total o parcialmente la suspensión provisoria de la obra, o sustituirla por una caución que dé garantías por potenciales daños. Esta modificación evitaría la paralización indiscriminada de todo tipo de proyectos, mineros y no mineros, poniendo atajo a especuladores que obtienen concesiones mineras con el único fin de bloquear proyectos de inversión de otros sectores.

Otro contenido del proyecto tiene como objetivo profundizar y desarrollar la exploración minera, especialmente por parte de nuevos actores, modificando la Ley Orgánica de Sernageomin, para que este servicio pueda hacer exigible la entrega de información de carácter general que obtienen las empresas mineras en sus trabajos de exploración geológica básica.

Compartir