Continuar con el proyecto y proyectar más inversiones en Chile. Esa es la convicción de la minera canadiense Goldcorp, controladora en Chile del proyecto El Morro, una de las primeras iniciativas paralizadas por la justicia invocando el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre pueblos indígenas.

El presidente y CEO de la canadiense Goldcorp, Charles Jeannes, de visita en Chile para participar en una conferencia sobre seguridad minera organizada por el Consejo Internacional de Minería y Metales, sostuvo que, pese a las dificultades, confían en Chile para invertir.

El Morro está ubicado en la Región de Atacama, requiere una inversión de US$ 3.900 millones para producir oro y cobre. Luego del dictamen de la Justicia, la compañía solicitó que se suspendiera la tramitación ambiental hasta marzo de 2013, tiempo que usaría para mejorar los estudios.

Compartir