Se necesitaron 16 turnos de 12 horas—192 horas en total—para alcanzar la nueva profundidad record para perforación sónica, y la compañía perdió dos de esos turnos en el camino. Cumplimientos adicionales: Se logró la profundidad completa por perforación en seco, y proporcionó testigos de perforación 100% in-situ a menos de1% de desviación del pozo.

La seguridad, dijo la compañía, fue una preocupación principal y constante. El operador principal de perforadoras, Gabe Caredenas—dada la autoridad para detener la perforación si creía que las condiciones del pozo eran inseguras—decidió si el personal procedería o no llegar a una profundidad adicional en cada etapa.

“Con las condiciones perfectas, la tecnología sónica y un personal bien entrenado, pudimos comprobar las fortalezas de la tecnología sónica,” dijo Ronald Cain, gerente de proyecto de Boart Longyear. “Siempre supimos que teníamos el potencial para ir más profundo con perforación sónica, y al mejorar constantemente la tecnología continuaremos fijando nuevos estándares.”

Compartir