Alentada por los resultados de exploración de mineras en zonas adyacentes a su propiedad Macusani (Puno), la canadiense Fission 3.0 hizo lo propio en su yacimiento de uranio de 51 km2 e intersectó mineralizaciones en 4 de los 6 agujeros perforados, a 15 m de la superficie. Así, confirma el potencial para seguir avanzando en dicho proyecto, especialmente en la zona Llama Sur.

Edición Digital