La Comisión de Evaluación Ambiental de la Región de Coquimbo, Chile, aprobó por unanimidad, pero con condiciones, el proyecto minero El Espino destinado a producir aproximadamente 2 millones 300 mil toneladas secas de concentrado de cobre con contenido de oro y 76 mil toneladas de cátodos de cobre de alta pureza. La condición solicitada por la comisión fue que los camiones del proyecto no utilicen la ruta que cruza por la comuna de Canela.

La iniciativa de la Sociedad Punta del Cobre S.A. contempla una inversión estimada de US$624 millones y se emplazará en el sector de la cuesta del mismo nombre, a aproximadamente 35 km al norte de Illapel, a una altitud entre los 1.000 y 1.250 metros sobre el nivel del mar.

El proyecto tendrá una vida útil estimada de 23 años, en tanto su período de construcción se prolongará por 2 años. La etapa de operación se prolongará por 16 años y su fase de cierre será de cinco años.

Durante su etapa de construcción el proyecto considera una mano de obra entre 1.100 y 2.900 personas, mientras que durante su operación se contratará a 700 trabajadores.

La zona donde se ubicará el rajo se encuentra a 35 kilómetros al norte de la ciudad de Illapel. La explotación de la esta mina se realizará mediante rajo abierto. El proyecto considera además la construcción de tres depósitos de lastres en una superficie proyectada total de 503 hectáreas y considera un sistema de desvío de aguas lluvia.

El agua requerida para el Proyecto El Espino se obtendrá mediante extracción de agua de mar en un punto de la costa ubicado aproximadamente a 6,2 kilómetros al norte de la bahía Puerto Oscuro, emplazado en una pequeña bahía ubicada inmediatamente al sur de Punta Virgen. El acueducto (enterrado) que conducirá el agua hasta la planta tendrá una extensión de 64 kilómetros, cruzando las comunas de Canela e Illapel.

Edición Digital