Las autoridades electas de Tierra del Fuego, provincia ubicada en el extremo sur de Argentina, intentarán potenciar la actividad minera de la provincia, y además de la creación de una Secretaría de Minería y la incorporación de ese distrito a la entidad que agrupa a las provincias mineras, se evalúa la posibilidad de permitir la minería a cielo abierto, un modo de extracción prohibido desde 2011.

Según afirmaron a BAE Negocios desde el entorno de la gobernadora electa Rosana Bertone, tras el cambio de mando en diciembre, la nueva gestión creará una nueva dependencia e intentará potenciar las actuales explotaciones de turba, el principal producto minero desarrollado en esa provincia. Pero además en el territorio existen minas de oro conocidas como “de aluvión”. La eventual rehabilitación de este método extractivo podría, no obstante, impactar en una de las actividades vitales para la provincia como el turismo.

La minería a cielo abierto fue prohibida por ley en Tierra del Fuego en 2011, por lo que se convirtió en una de las ocho provincias, junto con Chubut, Mendoza, La Rioja, Tucumán, La Pampa, San Luis y Córdoba, que aún restringen ese modo de extracción, que incluye la utilización de cianuro y que es resistido por grupos ambientalistas.

Actualmente la principal actividad minera que se realiza en Tierra del Fuego es la producción de turba, un producto utilizado para la fabricación de combustibles y de fertilizantes. Para algunos expertos en minería, no obstante, la turba no es considerada una actividad minera ya que se genera por un proceso biológico y no geológico como en las minas metalíferas. La ley sancionada por el parlamento fueguino determinó la prohibición de la utilización de ciertos químicos (entre los que está incluído el cianuro) “en la explotación de los recursos minerales metalíferos, incluyendo los procesos de cateo, prospección, exploración, explotación, beneficio e industrialización in situ, cualquiera sea el método extractivo utilizado”, como así también “la explotación de minerales metalíferos con la modalidad a cielo abierto de gran escala”. Dentro de esta categoría se cuentan, entre otros, el oro, plata, platino, mercurio, cobre, hierro, plomo y aluminio; combustibles minerales como la hulla y los hidrocarburos sólidos; las piedras preciosas; el cuarzo, la mica y los calizos.

Edición Digital