La junta de accionistas de Minas Buenaventura recientemente aprobó la fusión de la compañía con su subsidiaria Canteras del Hallazgo SAC, propietaria del proyecto aurífero Chucapaca en Moquegua. En julio, Buenaventura adquirió el 51% de Canteras del Hallazgo a la sudafricana Gold Fields por US$81 millones; Buenaventura ya tenía el 49% restante.

De acuerdo a lo que nos cuenta un asistente a la junta, el ingeniero César Vidal Cobián, vicepresidente de Exploraciones de Buenaventura, hizo una muy buena exposición del proyecto Chucapaca.

Vidal explicó que el Scoping Study (estudio minero de alcance) para hacer la mina de socavón de febrero del 2014, realizado por Gold Fields, fue con recursos minables de 1.5 millones de onzas de oro. Vidal explicó que actualmente se están evaluando diversos planes a ejecutar pero que los recursos minerales son mayores con los que se realizaron el Scoping Study. Si bien el estudio fue calculado con un precio del oro de US$1.300 la onza y actualmente está por debajo de ese precio, Raúl Benavides Ganoza, vicepresidente de Desarrollo de Negocios de la minera, señaló que Minas Buenaventura tiene sus propios estudios y que el proyecto es rentable aún con un precio de US$1,200

Vidal agregó que el Capex (costo de capital) del proyecto es de US441 millones y el Opex (costo inicial de operación) es de US$81.4 millones y agregó que los yacimientos tienen oro con arsénico y oro con zinc y antimonio.

Edición Digital