La compañía minera de oro AUX, con actividades de exploración de oro en el departamento de Santander, cerca de la serranía de Santurbán, Colombia, y fundada por el brasileño Eike Batista, fue vendida por el fondo Mubadala, de Abu Dabi (Emiratos Árabes), a un grupo de empresarios de Catar.

La información fue confirmada por Sergio Bermúdez, abogado de Batista, al periódico O Estado de São Paulo, de Brasil.

De acuerdo con la información, la operación se cerró por unos 400 millones de dólares, monto que se destinará a amortizar deudas con los bancos Bradesco e Itaú, prestamistas locales del otrora magnate brasileño. La enajenación de AUX se utiliza como garantía de la deuda de 1.500 millones de dólares que la firma EBX, holding del empresario, sostiene con el mercado de ese país.

La venta de esta compañía, que en mayo del año pasado dio un paso clave para viabilizar su proyecto extractivo, al renunciar a un porcentaje del 17,5 por ciento del área total integrada en dos de sus títulos mineros, que se ubicaba en zona de páramo, se da luego de que hace un año iniciara un plan de retiro voluntario de empleados, que afectó a más de 200 trabajadores y que se hizo para reducirle costos a Batista, dadas las dificultades económicas que ya vivía en su momento en Brasil.

Según agencias internacionales, ayer la justicia brasileña bloqueó parte de las cuentas de Batista, un día después de que un juez ordenara el embargo de 1.500 millones de reales (cerca de 635 millones de dólares) del empresario, tras aceptar una denuncia por manipulación de mercado. El Banco Central de Brasil le bloqueó cerca de 50 millones de dólares.

Edición Digital