La caída en el precio de los metales influyó en la decisión de a Minera Fresnillo, subsidiaria de Grupo BAL, de reducir en un 30 por ciento su presupuesto para exploración en los últimos dos años.

Es así que la principal productora de plata en el mundo redujo la inversión de 318.9 millones de dólares, en 2012, a 224 millones este año.

En su más reciente reporte anual, la minera explicó que dadas las condiciones de los precios internacionales este darán prioridad sólo a los proyectos mineros con alto potencial.

A comienzos del año pasado el plan de la empresa pretendía superar los 279 millones de dólares en exploración, sin embargo, al finalizar el 2013 sólo alcanzaron 233 millones de dólares, una reducción de casi 27 por ciento en comparación con 2012.

El director ejecutivo de la minera, Octavio Alvídrez, explicó que la asignación prudente del capital es fundamental para mantener un equilibrio sustentable.

Entre los proyectos más prometedores en México figura el arranque de operaciones de Saucito 2 en Zacatecas y el avance de San Julian en Chihuahua.

Edición Digital